La cosa va de borrachos, al parecer dos hombres discuten pero ninguno de los dos acaba por soltar la mano, cómo tiene que ser, lo suyo es dialogar para intentar arreglar las cosas.

Pero de repente, algo pasa, aparece un tercer tío en escena que sin mediar palabra suelta un puñetazo a uno de ellos. A partir de ahí tremenda paliza la que le propina. Los hay muy burritos…