Sucedió en un restaurante de Ucrania donde una joven celebraba junto a un gran grupo de amigas su 18 cumpleaños. Al parecer una de las chicas se metió en problemas con otra de las presentes y empezaron la pelea.

En pocos segundos se convirtió en una pelea masiva, donde cómo vais a comprobar, alguno soltaba puñetazos sin pensar.