Hay que decir que teniendo en cuenta lo que se aprecia en las imágenes, tanta culpa tiene él cómo ella, ya que da la sensación de que la mujer también lo busca, incitándole y provocándole.

De cualquier forma la reacción de ambos delante de sus hijos es reprochable, que gran ejemplo!. Luego nos quejamos de nos quiten la custodia…