follafa-cocheNo se a vosotros pero a mi estos vídeos me traen muy buenos recuerdos de mi juventud, de cuando salía de fiesta con el coche prestado de mi padre y me tiraba alguna chica en el asiento trasero.

Alguna anécdota siempre queda, como el día en el que estando en plena faena apareció la pareja de la Guardia civil con la linterna enfocando dentro del coche y pidiendo los papeles, nunca me habían jodido un polvo hasta entonces, y de que manera.

Lo malo es que normalmente los coches son bastante pequeños y tienes que limitarte a ciertas posturas, pero todo es pillarle el truquillo, una vez que llevas unos cuantos polvos el espacio es lo de menos.

En este caso comparto con vosotros un vídeo que me ha puesto caliente al recordar aquellos tiempos que os comento y porque es una de mis posturas favoritas en el asiento trasero, la típica pero no por ello menos placentera, postura de la cabalgada.