La presa Llyn Brianne situada en Reino Unido es como una gran pista blanda, pero en vez de tirarse chavales jóvenes haciendo el loco se tiran locos montados en Kayaks desde una altura de 100 metros y alcanzado una velocidad de unos 65km/h, vamos… que parecen unas balas cuando descienden.

¿Mola eh? Le dan ganas a uno de tirarse sin kayak ni nada, agarrándose las rodillas y a bajar a toda leche. Lo malo es cuando llegáramos abajo, esa pequeña ola que se forma no haría mchas cosquillas:)


# Podeis ver aquí otro video interesante de la BBC