Un grupo de apasionados de los deportes extremos inventaron inventado un deporte llamado “volcano boarding” donde los participantes surfean por las arenas que rodean a uno de los volcanes mas peligrosos y activos de Nicaragüa, el Cerro Negro.

Suben hasta 726 metros y descienden a unas velocidades de hasta 80km/h. Hay peligro de que el Volcan entre en erupción, pero el mayor peligro son las caídas a esas velocidades sobre esa arena volcánica.

Este deporte lleva en activo 4 años, y unas 10.000 personas han participado ya.