La frase los chinos dominarán el mundo cada vez me la creo más, si su plan de hacerse con el imperio del sector servicios falla llamarán a sus tropas, que como vemos en el siguiente vídeo tienen unos entrenamientos de lo más extraños, el de la patata caliente es digno para nerviosos.