Un hombre, al parecer borracho, porta un arma blanca, cuchillo, y amenaza con atacar con él a los policías, durante un buen rato las autoridades intentan negociar con el hombre para que suelte el arma y se entregue pero no parece estar por la labor.

Finalmente la policía lleva a cabo una buena táctica para detenerlo.