No todos tenemos la oportunidad de realizar un creampie con nuestra pareja, la mayoría de veces cuando echamos el polvete de turno, o bien hacemos la marcha atrás del cangrejo o usamos condón, por seguridad es lo mejor.

Pero se agradece poder echar una buena corrida en el interior de la chica, o bien vaginal o anal, descargar toda la leche dentro de la chica, es una sensación inigualable.