Un conductor circuló durante varios kilómetros por el sentido contrario de una autopista en Mississippi, hasta chocar frontalmente contra otro vehículo que circulaba correctamente.

Por suerte no hubo que lamentar victimas, el conductor y la acompañante de la camioneta Ford contra la que colisionó no resultaron heridos y el propio infractor solo sufrió una rotura de hombro en el choque. Ahora se enfrenta a cargos criminales.