El sorprendente animal bicéfalo, un reptil acuático, fue hallado en el noreste de China y data de la era de los dinosaurios hace 144 millones de años.

Es un pequeño esqueleto encontrado en rocas fosilizadas muestra dos cabezas y dos cuellos divididos.

Los investigadores creen que una malformación embrionaria produjo una división y que el animal murió muy joven.

Los detalles del hallazgo, llevado a cabo por el Centro Nacional de Investigaciones Científicas en París, aparecen en la revista Letras de Biología, de la Sociedad Real del Reino Unido.

Fuente: http://www.adnmundo.com