Hay gente aficionada a saltar al césped durante competiciones deportivas, con el fin de buscar su minuto de fama, algo que puede convertirse en una afición, cómo la de Jimmy Jump, el conocido Catalán famoso por sus irrupciones en diversos eventos de masas.

En este caso no era Jimmy, pero el espontáneo lo tenía bien planeado, incluso con un compinche que le esperaba del otro lado de la valla con el coche, el hombre consiguió burlarse de los guardias de seguridad, que no parecían muy entrenados para la persecución.