Todo iba muy bien en esta clase de primaria hasta que al animador se le ocurrió presentar a la estrella del show, atentos a la reacción del grupo ante el hombre disfrazado de oso, parece que por alguna razón no ha resultado tan gracioso cómo pretendían.

¿qué esperaban? es lógico que los chiquillos salgan asustados y lloren a lágrima viva tras ver cómo pedobear se acerca a ellos…

http://www.youtube.com/watch?v=3A8bb9qHhHw